III Congreso Internacional de Minería y Geología en Honduras .

A pesar de los conceptos burgueses que él mismo tiene por haber sido instruido y educado por los burgueses, al mismo tiempo él siente que su trabajo lo conduce a esa idea de universalidad que es contraria a la de los burgueses, y en consecuencia a la naturaleza de su propia constitución. Es entonces cuando se convierte en un intelectual. En otras palabras, un científico nuclear no es un intelectual, es un científico en la medida en que hace sus investigaciones. Si el mismo científico, llevando a cabo sus investigaciones nucleares, se da cuenta de que con su trabajo va a posibilitar la guerra atómica, y si denuncia esto, es porque lo siente como una contradicción. Él hace lo universal en la medida en que estudia la física nuclear, y crea la posibilidad de un conflicto singular precisamente porque su trabajo puede usarse a los fines de la guerra. Si al mismo tiempo, como ha sucedido a menudo, cierto número de científicos nucleares se reúnen y declaran que no quieren que su trabajo se utilice para esos fines, ellos viven su propia contradicción. Si denuncian esa contradicción exterior, yo digo que son intelectuales”.

Jean Paul Sartre

 

Del 25 al 27 de julio del 2017 se llevará a cabo el III Congreso Internacional de Minería y Geología en Honduras, este año el enlace no será la Universidad Nacional Autónoma sino la Universidad Politécnica de Ingeniería (UPI) y  será patrocinado el evento por varias instituciones entre las cuales se destacan la armería y las empresas mineras multinacionales; entre los fines y objetivos de este evento está promover la explotación minera bajo supuestos beneficios a la economía del país lo cual se relaciona con 4 aspectos : extractivismo , armas, tasa de ganancia y formación de técnicos profesionales al servicio de la minería y no de las comunidades.

Inmediatamente después del Huracán Mitch -como dice el refrán popular: “al perro mas flaco se le pegan las pulgas”- se inició una gran promoción de la minería en Honduras, como siempre utilizando los procedimientos mas tóxicos, explotación minera a “cielo abierto” a base de cianuro, método de bajo costo para la empresa y alta toxicidad para el ambiente y las comunidades.

A raíz del golpe militar de 2009 se intensificó la política de la venta del país a las empresas mineras y se promovió la política: “Honduras está en venta”, lo cual condujo a incrementar los proyectos mineros a tal grado que se concesiona mas del 30% del territorio nacional y se promueven las políticas de “acumulación del capital por desposesión“, ósea que se despoja a los pueblos originarios, campesinos y garífunas de sus territorios, se destruyen las formas culturales de alimentación, se violan los derechos humanos, ambientales y se produce la migración. Las empresas mineras se enriquecen a expensas del envenenamiento de agua, aire, suelos, y sufrimiento de las comunidades produciendo pérdidas irreparables a la vida y a la economía con un retroceso histórico que acompaña la explotación humana.

El citado Congreso Internacional de Minería no obstante de llamarse científico es un acto de barbarie que utiliza la academia para poner los cuadros técnicos, científicos e intelectuales al servicio de la acumulación del capital, con la supresión de los valores éticos a lo cual lo llamamos: “decapitar la conciencia y los valores de la ciencia” .

Aplicando la idea sartreana: un geólogo, ecólogo, físico o un sociólogo puede tener el mas alto grado académico, pero si hace caso omiso al respeto de la vida y no cuestiona el impacto que produce la industria minera, no es un científico, ni un intelectual porque se vuelve irresponsable acerca de la vida de las presentes y futuras generaciones aun cuando en éstas se encuentran miembros de sus propias familias.

Considerando lo anterior, es fundamental desarrollar una pedagogía critica en la formación del estudiante y el futuro profesional; sobre todo contribuir a que las universidades no sean fábrica de técnicos o profesionales al servicio de la explotación humana sino por el contrario fortalezcan al bienestar y a la salud planetaria, y que estén fundamentadas en la emancipación y a favor de la justicia y la transformación de nuestros pueblos .

La política actual de las autoridades de la Universidad Nacional Autónoma de Honduras (UNAH) y otros centros de educación superior públicos y privados es criminalizar la protesta mediante la militarización, acciones coercitivas policiales y de guardias de seguridad privada que reprimen persiguen y torturan a los estudiantes, docentes, trabajadores y padres de familia con el objeto de reprimir la libertad de pensar, colocando a estos centros educativos en caja de resonancia de un estado policial militar violador de los derechos humanos.

La lucha contra la explotación minera es una de las historias mas crueles por medio de las cuales se expresa el racismo, la colonialidad y la neocolonización y sobre todo el patriarcado y la explotación de la mujer, dado que los seres que mas utilizan el agua son las niñas y las mujeres, que mas se exponen a la contaminación ambiental.

La política de acumulación por desposesión que vulneran los territorios y que se manifiesta a través del modelo extractivista minero, construcción de empresas hidroeléctricas, uso masivo de fertilizantes, mono cultivos, agro combustibles, transgénicos y mega proyectos turísticos, son indicadores de la necesidad de luchar por transformar el sistema capitalista, que es incompatible con el presente y el futuro de la existencia del Planeta.

Hoy mas que nunca necesitamos la unidad de todo los pueblos, la solidaridad, el amor a la madre tierra y a la vida total de los seres vivos a través de la emancipación social y política de nuestra sociedad.

Tegucigalpa 24 de julio 2017

Imagen: http://consciencia-global.blogspot.com.co/